IMPORTANTE

LE ASEGURAMOS QUE NO VENDEMOS PRODUCTOS O SERVICIOS Y NUNCA LE PEDIREMOS OFRENDA ALGUNA. AQUI SE HABLA DE LA PALABRA DE DIOS. DE GRACIA FUE RECIBIDA Y DE GRACIA SE LA OFRECEMOS A USTED.

COMO EL ROCIO


Aurelio Nicolella.

El rocío científicamente es definido como un fenómeno físicometeorológico en el que gotas de agua se depositan en la superficie del suelo y de las plantas.
El rocío es por lo tanto importante para la vida en la tierra, sin el, no habría existencia tanto animal como vegetal. Se imaginan un mundo así.
El verdadero cristiano, no el de palabra, es en cierta medida ese rocío para sus semejantes, ya que dicha persona con su comportamiento y su forma de vivir es el ejemplo de vida.
No deja de ser raro ver que gente mundana, que con su comportamiento profano desee estar cerca o al lado de una persona cristiana, ya sea porque ve en él la paz, el amor, y la dedicación de vida que seguramente a este le falta, y es ahí donde Dios nos hace sentir que somos el rocío que da vida y esperanza, por eso somos tan importantes los cristianos para este mundo disipado.
Simplemente somos la esperanza, somos la soga de socorro del prójimo descaminado.
A veces no nos damos cuenta que es necesario que si somos seguidores del “Cristo de vida eterna”, debamos compórtanos como sus fieles seguidores, esto es, con integridad, mesura y bondad, no dejándonos llevar por caminos que no solo nos perjudican a nosotros si no también a aquellos que esperan de cada uno de los cristianos la necesidad de ser la puerta para su salvación.
Entonces digamos como el profeta: “Yo seré a Israel como el rocío; él florecerá como lirio y echará sus raíces como el Líbano. Sus ramas se extenderán. Su esplendor será como el del olivo, y su fragancia como la del Líbano” (Oseas 14: 5-6).
Israel es tu semejante y el pasaje bíblico dice que tu semejante con tu actitud cristiana florecerá como el árbol del Líbano, un árbol que echa las raíces fuertes, porque van hacia abajo no a los costados, por lo que hace que sea resistente a vientos, temporales y llegan a vivir más de dos mil años.
Pasaje bíblico dice también que sus ramas se extenderán, se podrá ver a la distancia su esplendor será como el olivo, es el símbolo ordinario de la paz y su perfume como el Líbano, una esencia que penetra en el ambiente.
Que increíble, que maravilloso desafío, ser parte con nuestra cualidad cristiana, ser el rocío de nuestro semejante que se convertirá en un creyente lleno de vida.
Que bello ser instrumento de nuestro Señor.

1 comentario:

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar